Editorial| Guardia Nacional ¿incorruptible?

Editorial semanal

Guardia Nacional ¿incorruptible?

El presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó ayer en su Cuarto Informe de Gobierno, que su propósito de pasar a la Guardia Nacional bajo el control absoluto de la Secretaría de la Defensa Nacional es para evitar que se corrompa como sucedió con la Policía Federal.

En los hechos, no es una policía civil, porque el 80 por ciento de los 115 mil elementos, son militares y marinos.

El Ejército tampoco brilla de impoluto.

Aun cuando es desconocida la cifra exacta de los integrantes de las fuerzas armadas que se encuentran en prisión por corrupción y vínculos con el crimen organizado, solo trascienden algunos casos cuando se trata de generales, o eventos trágicos de desaparición forzada.

Pero para el presidente López Obrador los militantes son incorruptos. No importa que al general Salvador Cienfuegos, es titular de la Sedena, lo hayan detenido en Estados Unidos en octubre 2020, por cinco cargos relacionados con narcotráfico.

La solución al problema de la inseguridad, estableció el Ejecutivo Federal, a cuatro años, siguen siendo los programas sociales y la Guardia Nacional. “Ya hay más personal de esta corporación que policías estatales”, aseguró.

De acuerdo a sus datos, desde inició su mandato, los delitos han bajado un 29.3 por ciento.

Desde anteayer, la Cámara de Diputados aun sin instalar el periodo ordinario de sesiones que inició este jueves, recibió la iniciativa preferente de reformas a la GN.

La propuesta presidencial contiene modificaciones a la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal, a la Ley de la Guardia Nacional, a la Ley Orgánica del Ejército y Fuerza Aérea Mexicanos y a la Ley de Ascensos y Recompensas del Ejército y Fuerza Aérea Mexicanos, en materia de Guardia Nacional y Seguridad Pública.

También, el jefe del Ejecutivo envió un oficio de la Dirección General de Programación y Presupuesto, y de la Dirección General Jurídica de Egresos, ambas de la Secretaría de Hacienda, que contiene un dictamen sobre el impacto presupuestal que estas reformas tendrán para el Gobierno Federal.

Será en los próximos días que se conozca el contenido de la iniciativa, que presagia una fuerte resistencia por parte de la Alianza Legislativa que se opone rotundamente a militarización de la seguridad en México.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.