Editorial| Hasta parece castigo divino

Editorial semanal

Hasta parece castigo divino

Todavía sufrimos los estragos de la pandemia de Covid que en dos años cobró la vida de más de 600 mil personas, la inmensa mayoría adultos y ancianos. Los niños y las niñas resultaron más resistentes y fueron los menos afectados.

Hoy la vacunación contra esta infección tan contagiosa, está en el rango de edad entre los 12 y 17 años.

Pero hasta parece castigo divino a la humanidad, porque a principios de mayo, finalmente la Organización Mundial de la Salud (OMS) confirmó la presencia de brotes de hepatitis infantil grave en por lo menos 20 países del mundo; tres infantes ya fallecieron.

El primero que lo reportó fue Reino Unido, luego Israel, Indonesia, Bélgica, Francia, España, Dinamarca, Estados Unidos y en Latinoamérica, Argentina.

Ayer, la Secretaría de Salud del estado de Nuevo León reportó cuatro pacientes infantiles con hepatitis aguda; por fortuna, los pequeños se encuentran estables y evaluación permanente.

 Los virus comunes que causan la hepatitis viral aguda (virus de la hepatitis A, B, C, D y E) no se han detectado en ninguno de los casos, pero sí han sido encontrados adenovirus en al menos 74 pacientes.

De acuerdo a la OMS que rastrea estos brotes, el adenovirus 41 puede ser la posible causa de hepatitis infantil grave. Son patógenos comunes en humanos y tienen capacidad para causar enfermedades en las vías respiratorias, los ojos, el intestino, el hígado, el tracto urinario y las adenoides o vegetaciones.

De complicarse, los enfermos pueden requerir de trasplante de riñón.

A prender las alertas sobre nuestros niños y niñas.

En esta atípica temporada de extremo calor, las enfermedades gastrointestinales son comunes; la diarrea y el vómito.

Estemos atentos, a la orina oscura y heces pálidas, inapetencia, cansancio y fiebre. Si la piel y los ojos de las y los menores adquieren un color amarillo.

De inmediato, al médico y no confiarse.

Hay que recordar que la Hepatitis puede estar presente en frutas, verduras, marisco, paletas de hielo y agua.

¡Mucho cuidado!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.